CARMEN DELGADO VICENTE, maestra de la REPÚBLICA ASESINADA por los franquistas en Alburquerque (Badajoz)

Carmen Delgado Vicente word pressCarmen Delgado nació en Villavieja de Yeltes (Salamanca) en 1899. Llegó a Alburquerque (Badajoz) como maestra de párvulos en la escuela local de “La Tahona” en 1922, junto a su esposo Francisco Fernández Bravo, que también ejercía de maestro; los acompañan, además, su hijo y un sobrino huérfano, al que criaba como propio. También puso en marcha la escuela de adultos de Alburquerque. La pareja, junto al también maestro Felipe Mesías Carballo desempeñaron un importante papel en el período republicano, realizando diferentes proyectos para fomentar e incentivar la participación en la escuela de adultos, la cantina escolar y la biblioteca que dejaron las Misiones Pedagógicas al paso por este municipio.

Carmen estaba vinculada a la Institución de Libre Enseñanza, por lo que su aportación fue fundamental en el paso de las misiones pedagógicas. Es muy importante su concepción de la educación universal, en todos los niveles educativos. Fue un referente por ser una mujer ‘empoderada’. Sus alumnas recordaban a la maestra de “La Tahona” como una mujer menuda, de aspecto delicado. El testimonio de Cipriana Pizarro Flores nos hace rememorar a la maestra saludando puño en alto a las manifestaciones que pasaban bajo su ventana durante los años republicanos. Defendió la necesidad de que los jornaleros tuvieran acceso a la educación, no solo en la etapa infantil. Entendía la educación como un modo de transformar la sociedad, de hacer a las personas más libres.

Aunque el 19 de noviembre de 1933 los partidos de centro-derecha se proclamaron vencedores en las elecciones generales de España, tanto en Alburquerque como en otros municipios extremeños, ganó por amplia mayoría el Partido Socialista. En el pleno local del 22 de enero de 1934 se trató la orden del nuevo Gobernador Civil del cese de todos los concejales interinos y su sustitución por un nuevo grupo de vecinos que representaba a la derecha local.

Durante este período se paralizó la inauguración de la biblioteca pública municipal en la que el ayuntamiento republicano había hecho una importante inversión. Esta mayoría conservadora, expulsó de sus clases a muchos de los maestros progresistas que ocupaban los centros educativos de la localidad, despidiéndolos sin opción a reincorporación. La pareja Carmen y Francisco fue apartada de la docencia durante el gobierno de derechas en la República, al igual que el resto de maestros del municipio.

Los acontecimientos cambiaron tras el triunfo del Frente Popular en 1936. Carmen Delgado y los demás docentes pudieron volver a su puesto de trabajo en el nuevo curso escolar de septiembre de ese mismo año, pero no fue así, en una nota del día 3 de septiembre de los libros de actas del Ayuntamiento se comunica que “los maestros Felipe Masías Carballo, Francisco Fernández Bravo y Carmen Delgado Vicente no han hecho su presentación el día primero de septiembre puesto que se encuentran fugitivos”.

La realidad fue que una vez que se inició la sublevación militar y ante el avance del bando franquista el marido de Carmen decidió huir, mientras ella permaneció. Consideró que su vida no corría peligro y se quedó en el municipio junto a la mujer del alcalde, Serafina Roca. Los franquistas la asesinaron en Alburquerque ese mismo año. Probablemente sus restos fueran arrojados a la mina de Valdihuelo, la fosa común abierta en 2003 a través del campo de trabajo dirigido por la Asociación para la Recuperación de la Memoria Histórica en Extremadura (ARMHEX). Fueron recuperados los restos de 16 vecinos y vecinas de Alburquerque, San Vicente de Alcántara y Villar del Rey.

Los enterramientos habían sido incendiados y arrojadas granadas explosivas. La fosa también conservaba restos de animales, arrojados al interior. A ello se suma el deterioro causado por el agua y el paso del tiempo. Sin embargo, por las peculiaridades óseas encontradas, se pudo intuir que uno de los cuerpos era el de Carmen Delgado, aunque no fue posible su identificación definitiva por su mal estado. Los testimonios orales recogidos durante el campo de trabajo de memoria histórica realizado en el verano de 2003 en el municipio, constataron que antes de ser asesinada fue violentada.

Como denuncia el colectivo Memoria de Futuro de Alburquerque, Carmen sufrió esa doble represión hacia las mujeres y maestras republicanas por las tropas de Franco, por su vinculación con los ideales progresistas y por el hecho de ser mujeres. Se convirtieron en la base de la transformación de las conciencias, según explica el colectivo de memoria histórica. Trabajaron en la construcción de una sociedad más igualitaria y justa. Tras el golpe de estado franquista muchas terminaron siendo asesinadas, otras destituidas, no permitiéndoles volver a ejercer su profesión. Forzadas al exilio del olvido. “Por eso, más que nunca, nuestros pinceles se unen para recuperar la memoria de una mujer comprometida. Para lanzarla al futuro”.


Documentación: Eldiario.es (Jesús Conde). Revista Azagala. Memoria Alburquerque (Carlos Maya). Imagen del mural (Ayuntamiento de Alburquerque)


Viva la República Española. Por el reconocimiento de los Soldados Republicanos Españoles, que sufrieron ejecuciones y exterminio tras su heroico combate contra el franquismo. En Europa se les honra por su lucha contra el nazismo, pero en España siguen olvidados, FIRMA Y COMPARTE AQUÍ