ELOY JOSÉ GONZÁLEZ BARRERO, alcalde REPUBLICANO de Zafra (Badajoz), ASESINADO por los franquistas en Castuera (Badajoz) en 1939

Jose Gonzalez Barrero word pressEloy José González Barrero nació en Valencia del Ventoso (Badajoz) en 1893, hijo de Baldomero y María. Sus hermanos eran Martín, Antonio, Enrique, Trinidad y María. Eloy José era dependiente de comercio e industrial hotelero. Trabajó en Cádiz y en el norte de África hasta que se estableció en Zafra empleado como dependiente en el comercio textil de Mariano de Toro. En 1924 se hizo cargo del hotel Cabañas de la citada localidad junto con Ángel Chavero. Estaba afiliado a la AS de Zafra (Badajoz).

Fue elegido concejal de dicho ayuntamiento en las elecciones municipales del 12 de abril de 1931, ejerciendo como alcalde desde el 5 de junio de ese mismo año hasta el 18 de junio de 1933 que fue detenido e internado en la cárcel de Badajoz acusado de haber participado en los disturbios ocurridos en Hornachuelos el 23 de abril de ese año, cuando la guardia civil se enfrentó con una manifestación ocasionando cinco muertos y catorce heridos.

Salió en libertad, volviendo a la alcaldía el día 28 de ese mismo mes de junio, pero finalmente esta acusación le valió ser depuesto como alcalde el 27 de abril de 1934. El 24 de mayo siguiente regresó a la alcaldía al beneficiarse de una amnistía decretada por esas fechas, pero 2 días después fue destituida toda la corporación municipal de Zafra por el gobernador civil. Volvió a ser detenido en los días previos a la huelga campesina de junio de 1934 y en julio siguiente fue condenado a 4 años de cárcel que cumplió en la prisión de Alicante hasta el triunfo del Frente Popular en las elecciones de febrero de 1936. Eloy José regresó a la alcaldía.

Mientras ejerció de alcalde en Zafra, José González Barrero, mantuvo en todo momento el orden y la paz en el municipio actuando con serenidad y responsabilidad. Pasó a presidir el Comité del Frente Popular, que detuvo a 28 conocidos defensores de la rebelión fascista, y en 2 ocasiones evitó que se eliminara a los derechistas por parte de elementos radicales e incontrolados. Cuando los rebeldes golpistas entraron en Zafra el 7 de agosto de 1936, comenzó una violentísima matanza de Republicanos, el número de víctimas de la represión franquista en Zafra desde agosto a noviembre se elevó a 177.

Ante la llegada de las tropas sublevadas, José González Barrero huyó de Zafra el 7 de agosto junto a otros dirigentes, refugiándose durante algunas semanas en Valencia del Ventoso, su pueblo natal, siendo uno de los organizadores de la salida de miles de Republicanos pacenses que se encontraban huidos y refugiados en esa zona. El resto de la guerra estuvo a caballo entre Madrid y Castuera. Tras la pérdida Republicana de La Serena en el verano de 1938, huyó a Madrid dónde permaneció hasta el final del conflicto. Tras él regresó a Castuera (Badajoz) de forma clandestina, pero fue descubierto, hecho prisionero y conducido al campo de concentración de esa localidad, dónde tras la denuncia de un grupo de falangistas de Zafra, fue fusilado en Castuera entre el 26 y el 29 de abril de ese año.


Documentos: Fundación Pablo Iglesias. El Periódico de Extremadura

En MEMORIA de las mujeres y hombres del Ejército de la REPÚBLICA Española