El maestro NORBERTO CEREZO y su hijo MANUEL, fueron FUSILADOS por criminales franquistas en Castillejo de Mesleón (Segovia) en 1936

Norberto Cerezo word pressNorberto Cerezo nació en Segovia en 1888, donde estudió Bachillerato y Magisterio. Estuvo destinado como maestro en Bercimuel (Segovia) donde se casó con Herminia Gil, teniendo 3 hijos: Purificación (que fue Maestra y amiga íntima de María Zambrano), Manuel y Carmen. Por estas fechas había fundado en colaboración con Blas Zambrano García, también maestro, junto con un grupo de obreros, la Agrupación Socialista Segoviana. Su mujer murió en la epidemia de gripe de 1918. Norberto, viudo de 31 años con 3 hijos pequeños, obtuvo escuela en 1921 en Castrojimeno, pequeño pueblo de Segovia cerca de las Hoces del Duratón y de Sepúlveda.

Al año siguiente se casó con Felisa Sacristán, y tuvieron 3 hijos: Leopoldo, Guillermo y Fernando.Formó parte de la tertulia segoviana que dinamizó la conservadora ciudad con acciones como la Universidad Popular, junto con Antonio Machado y Pablo de Andrés Cobos, importante miembro de la FETE y de las Misiones Pedagógicas en aquellas fechas; de los hermanos Barral (escultores); de Segundo Gila, mecenas de la cultura en Segovia y luego Presidente de la Diputación Provincial; de Alfredo Marqueríe, autor de teatro y periodista, entre otros.

Norberto participó de la llegada de la República y fue articulista en diversas publicaciones y director del semanario Germen en enero de 1933, subtitulado Semanario segoviano del proletariado. Colaboró en la publicación de la obra de Blas Zambrano. Se trasladó en 1934 a la escuela mixta del Cerro de la Cabaña, en el barrio de Canillas, en el extrarradio de la Ciudad Lineal de Madrid. Ssegún su hijo Leopoldo, alumno en la misma, era un barrio de basureros y traperos, donde el Gobierno de la República había construido una nueva y luminosa escuela para los hijos de tan modestos habitantes, casi todos analfabetos. Se incorporó a la FETE, probablemente formó parte de su ejecutiva en 1935, representándola en el Comité Nacional de la UGT en 1935.

El abogado de Sepúlveda Mariano Cristóbal estaba enemistado con Norberto Cerezo, porque las personas de los alrededores, cuando tenían algún problema, le pedían consejo gratuito al maestro en lugar de acudir pagando al abogado. Al iniciarse la guerra, los falangistas de Sepúlveda, Frutos Onrubia, Marcos Cristóbal hijo del abogado y alguno más, buscaban a Norberto, oculto en las cuevas del río Duratón y en un desván en el pueblo del Burguillo alertado por su hijo Manuel. Denunciado por un falangista de Carrascal, Isidro (“Pilía”), fue detenido en Castrojimeno, rodearon la casa y amenazaron con prenderla fuego si no se entregaba el maestro. Se lo llevaron junto a su hijo Manuel, de 18 años, que no quería separarse del padre pensando que así lo podría salvar.

Las víctimas no llegaron a la cárcel de Sepúlveda, murieron ejecutados por los falangistas durante el trayecto, en el barranco “La Rebollá” de Castillejo de Mesleón el mismo día 13 de agosto de 1936. El día 15 unos perros descubrieron los 2 cadáveres que estaban mal enterrados, y unos vecinos del pueblo fueron a quemarlos. En 1939 fue depurado, en el informe el cura párroco de Canillas afirma que: “el interesado del presente informe fue fusilado por ser mala persona en Segovia”. El Teniente coronel de artillería de Segovia indicaba: “..se ignoraba su conducta en la escuela, sus ideales eran marcadamente izquierdistas desde antes del glorioso alzamiento..no había perseguido a nadie, destacaba por sus ideas..pertenecía a FETE y al Socorro Rojo Internacional..” . A la viuda, con 5 hijos, se le denegó la pensión, lo que les hizo pasar grandes penurias económicas.


Referencias: Foro por la Memoria ( Alfredo Liébana Collado). La Represión del Magisterio Republicano – PSOE. Control Sociopolítico e Imposición Ideológica:La Provincia De Segovia 1936-1939. Un Episodio de la Implantación del Régimen de Franco. (Santiago Vega Sombría)


Viva la República Española. Por el reconocimiento de los Soldados Republicanos Españoles, que sufrieron ejecuciones y exterminio tras su heroico combate contra el franquismo. En Europa se les honra por su lucha contra el nazismo, pero en España siguen olvidados, FIRMA Y COMPARTE AQUÍ 

 

Anuncios