Homenaje a los SOCIALISTAS GREGORIO ANGULO y JOSÉ ROA, FUSILADOS por los franquistas en 1937

Roa y Angulo word pressMiembros del PSN y UGT recuerdan el legado y la memoria de su fundador y de uno de sus dirigentes (Noticias de Navarra). Ambos fueron fusilados en 1937 y permanecieron enterrados en una fosa común en Ibero (Navarra) durante 80 años, hasta que finalmente en junio de 2017 fueron exhumados y trasladados al cementerio, donde fueron inhumados el uno junto al otro.

Gregorio Angulo Martinena nació en Tafalla, Navarra, en 1868, fue una de las figuras públicas más relevantes del socialismo navarro durante el primer tercio del siglo XX. De profesión cantero, pertenecía a una familia de profunda fe católica, tuvo 3 hermanas monjas y un hermano sacerdote. Fue uno de los fundadores de la Agrupación Socialista de Pamplona, formó parte de las sociedades obreras pamplonesas de la UGT y dirigió las publicaciones obreras “Unión Productora”, “La Verdad” y “La Protesta”. Fue representante de las organizaciones obreras en la Junta Local de Reformas Sociales y entre 1921 y 1927 varias veces presidente de la Cooperativa Obrera Unión Productora de Comestibles y Panificación de la UGT de Pamplona. Contribuyó a crear varias de las sociedades obreras de la provincia y entre 1913 y 1917 fue concejal del ayuntamiento de Pamplona, donde desempeñó el cargo de cuarto teniente de alcalde, siendo presidente de la Comisión de Beneficencia y vocal de la de Hacienda y de la Junta mixta de la Escuela de Artes y Oficios.

Al inicio de la la Guerra Civil, Angulo era concejal del ayuntamiento de Pamplona, tuvo que esconderse, ayudado por el canónigo Alejo Eleta, el cual trasladó clandestinamente a Angulo, su mujer y su hija Concepción a Ponferrada, donde vivía otro de sus hijos. Allí fue reconocido por un miembro de una banda Navarra de música, por lo que fue detenido y trasladado a Navarra, donde el 2 de junio de 1937, a las 10 de la noche, fue fusilado en Ibero y enterrado en el alto de las Tres Cruces. Antes de su muerte, se confesó con el párroco del pueblo, quien comunicó su muerte a su familia siguiendo la última voluntad de Angulo, contraviniendo las órdenes de los responsables de su asesinato. Su cuerpo fue exhumado en diciembre de 2015 e identificado meses después por el estudio forense de la Sociedad de Ciencias Aranzadi.

José Roa García nació en 1887 en Pamplona. Era carpintero. Fue presidente de la junta directiva de “Unión Obrera”, sociedad de socorros mutuos fundada a finales del XIX. En enero de ese último año puso las tres tiendas de la entidad a disposición del Ayuntamiento de Pamplona para contribuir a terminar con los abusos que se cometían en el abasto de comestibles. En 1923 estaba afiliado a la Sociedad de Carpinteros de la UGT de Pamplona y al PSOE.

Fue miembro de la Comisión Gestora del Ayuntamiento de Pamplona, que de forma transitoria gobernó la ciudad entre el 14 de abril y el 5 de junio de 1931. En 1934 pertenecía a la comisión de la sección pamplonesa de la Cooperativa Española de Casas Baratas “Pablo Iglesias”. Fue detenido el 19 de julio de 1936 en el Bar Úriz de Pamplona por un grupo de personas de entre las cuales reconoció a algún destacado falangista local. Permaneció 8 días en la cárcel de Pamplona y fue enviado al fuerte de San Cristóbal, donde sufrió malos tratos. Estuvo 3 días de pie en una fosa semianegada, acusado de haber silbado “la Internacional”. En una de las visitas de su hija Aurora, la cual fue diariamente al fuerte durante el periodo de detención para llevarle comida, le dijo que había sido golpeado por personas que conocía. Tras 6 meses en el fuerte, fue fusilado el 26 de enero de 1937.

tumbas Roa y AnguloSus 2 hijos Luis y Pablo Roa Lasa, estuvieron comprometidos con la defensa de la República. Luis, afiliado a las juventudes socialistas, fue detenido en Julio de 1936, pero en 1938 pudo evadirse evitando su posible fusilamiento, llegó a Barcelona y finalmente tuvo que huir a Francia al final de la guerra exiliándose definitivamente a Sudamérica. Pablo tuvo que incorporarse al ejército nazional, pero se pasó al bando republicano con material y tropa a su mando en el frente de Aragón. Murió en combate en 1ª línea el 2 de abril de 1938 en Tamarite de Litera, Huesca.


Documentos: Fundación Pablo Iglesias (Roa, Angulo). Navarra.es.


Viva la República, FIRMAD por el reconocimiento de los Soldados Republicanos Españoles, que sufrieron ejecuciones y exterminio tras su heroico combate contra el franquismo. En Europa se les honra por su lucha contra el nazismo, pero en España siguen olvidados, FIRMA Y COMPARTE AQUÍ

Anuncios